viernes, 4 de mayo de 2007

Ojeando - Círculos

Tengo pendientes de lectura -entre otros, muchos otros-, tres libros de poemas, de tres mujeres. Por lo común, antes de leer, siempre hojeo u ojeo, que de ambas formas puede decirse. Al echar ese vistazo, he visto esto en común, es curioso.

1.
Gaia Danese:

Desde que mis dedos
se han cruzado con los tuyos
el tiempo se curva
en abrazos
que, como círculos concéntricos,
con leves movimientos ondulantes,
se acercan a lo eterno.




Gaia Danese, Las extremidades frágiles, Juan de Mairena, Lucena, 2007.


2.
Concha García:

CÍRCULO

Cuando llegas, la recuerdas.
Sí, sabes por qué. El gesto de la solitaria
es tenaz y aprieta el contestador automático.
Cuando llegas, bebes
incendias de humo el habitáculo
con ventanas, y no quieres cenar
porque un plato sería la catástrofe.
Ella está allí, en las patatas
en la cebolla macerada en vinagre
durante cuatro días. Y te giras
hacia el televisor. La cortina, el mundo
no es ningún misterio, es tan simple
encontrarla luego en tu pijama
o pegada a un montón de facturas
que ojeas sin interés. Luego buscas
un lleno total. Algo eclipsante,
terrible, oneroso.


Concha García, Si yo fuera otra; Diputación de Málaga, Colección Puerta del Mar, 2005


3.
Chantal Maillard:


EL CÍRCULO


Trazar un cero en la nada.
Indefinidamente.
Trazar la nada en un círculo.
Apresada en el círculo trazando
nada. Ocuparse en el
círculo. Ocuparse.
En nada. En la nada
-¿la nada?- una oquedad.
Ocupar una oquedad.
Una oquedad de sueño, la vigilia.
Entre sueño y sueño. Una oquedad
ocupada, ocupándose
en nada.

La angustia es esa nada
que de pronto florece
en la oquedad.


Chantal Maillard, Hilos, Tusquets, 2007

9 comentarios:

Áreo Lórima dijo...

Quizá de los cuatro títulos que la editorial de Lara Cantizani ha preparado Junto a juan Antonio Bernier y sus diferentes traductores para cosmopoética, el poemario de Gaia Danese me parece el más flojo con diferencia, el de la rumana Ana Blandiana me parece extraordinario, el de Avayou también es interesante y el de Lawrence Ferlinghetti un libro que representa a la generación Beat a la perfección dado que él es/fue uno de los padres dela misma.

Ya me contarás al respecto.

Vicente Luis Mora dijo...

Coincido bastante con tu opinión, Áreo, pero claro: ¿no crees que es un poco duro competir con Ferlinghetti? Todos los demás le sacan no menos de treinta o cuarenta años a Danese, habrá que dejarle tiempo de crecer. Saludos.

Áreo Lórima dijo...

Tienes razón en cuanto a la edad, a pesar de que bien sabes que, para algunso críticos literarios, la voz del poeta y el escritor es una eterna búsqueda, pero no sé, por ejemplo la holandesa Judith Herzberg, que intervino en esta edición de cosmopoética, quizá hubiese merecido participar en esta colección, al igual que el sueco Kjell Espmark, por ponerte un ejemplo.

Diego Plaza dijo...

Hojear: 2. Pasar las hojas de un libro, leyendo deprisa algunos pasajes (DRAE)

Ojear: 1. Dirigir los ojos y mirar con atención a determinada parte (DRAE)

¿Deprisas o con atención? No me queda claro.

Saludos.

Vicente Luis Mora dijo...

Hay que leer hasta el final, Diego:

ojear1.



1. tr. Mirar a alguna parte.

2. tr. aojar (‖ hacer mal de ojo).

3. tr. Lanzar ojeadas a algo.

4. tr. Mirar superficialmente un texto.

safrika señorita dijo...

Me quedo con Chantal Maillard.

EMILIO CALVO DE MORA dijo...

Soy un lector exigente, pero sobre todo un lector-cómplice en poesía. Transijo en materia narrativa. El cuento o la novela acuden a un material sensible de más fácil manejo. La poesía, en cambio, requiere fundamentos lingüísticos de mayor hondura. A lo que iba, que me escoro: he leido con menos fruición de lo que esperaba el libro de Chantal Maillard, y a pesar de su vocación vendedora, de sus premios, de su nombradía, lo veo sencillo, simple, asequible al desaliento en cuanto has avanzado unos poemas. No habrá sido el día perfecto para leer, tal vez. ¿ Es este autora merecedora, en tu opinión, de tanta loa ? ¿ no es quizá un arrebato de algún editor con influencias o un capricho de un negociado de publicaciones ?
En otro orden de cosas, acabo de llegar a este diario de lecturas y estoy encantado.
Un abrazo desde Lucena.

indah dijo...

Imagino que ya habrás leído los tres libros pendientes. De todas formas, te recomiendo, y no solo porque he llegado a tu blog por ella (me refiero a Chantal Maillard), 'Hilos'. En comparación, me parece que su 'círculo' es más consistente.

En fin. Hilos me ha gustado más que los dos poemarios que he leído anteriormente de Chantal. Es... más, más, bueno, más. Es posible que ocurra, también, que de Gaia únicamente he leído dos o tres poemas (en italiano), y también, que cuando he leído a Concha García en éste -y algún otro poema- he pensado que abusa del 'cuando', y en éste, precisamente, del 'luego'. No, por supuesto que no tengo conocimientos suficiente, tampoco los tengo de pintura, pero sé qué me gusta, y qué no.

Gracias por el post.

Vicente Luis Mora dijo...

De Chantal Maillard publicaré pronto un post sobre Hilos y Husos, que responderá a las preguntas tanto de Emilio Calvo -saludos, por cierto-, como tuyos, indah.